jueves, 23 de junio de 2011

TASTE

2 comentarios:

tomas rivero dijo...

En el año 69 un grupo de hombres y mujeres ocupábamos las plazas, todas las calles, el barrio entero, y teníamos claro que bajo estas notas, este blues, este "ruido" queríamos hacer la revolución y esa era nuestra asamblea permanente.
Hoy todo es más difícil. Hoy todo está lleno de miedos y malicias. Y no es posible este blues ni es posible la poesía. Ni siquiera un beso es posible.

Rory Gallagher en cuerpo y alma, con su grupo Taste.
Un beso Carmen.

Carmen dijo...

Un beso Tomás, aunque sea imposible