martes, 2 de julio de 2013

¿Qué ha sido del blues?

De una pena de neumáticos almacenados vengo,
tal vez porque ellos supieron de largas autopistas
que siempre finalizaron al borde de un país
con infinitas fronteras,
su pena de bordes alambrados.
Ahora me ofendo
me afeito o quito
la cera de mis oídos.
Y arropo la maleta que me espera espantada
con las puertas abiertas.


2 comentarios:

Eloy Sánchez dijo...

una pena de neumáticos almacenados, qué imagen tan potente!

Los tres primeros versos son buenísimos!!

Tomás Rivero dijo...

Sí, el resto era para rellenar. Pero que no se entere la Academia. Está la cosa muy jodida con esto del doping en el deporte de la lengua.

Un abrazo irónico y jovial, como la vida misma, Eloy.